Chihuahua.-  Un jefe de la Policía Municipal fue ejecutado la madrugada de hoy en el exterior de un bar ubicado cerca del periférico Lombardo Toledano, al atender un reporte de personas armadas.

A partir de ello, se implementó una persecución a balazos hasta que los elementos atraparon a dos presuntos sicarios en la colonia División del Norte.

Fue a la una de la mañana afuera del establecimiento “Amigo Bardo”, donde quedó acribillado el sargento segundo Roberto Córdoba Alanís y paramédicos de URGE lo trasladaron al Hospital Christus Muguerza del Parque pero al llegar, perdió la vida ya que recibió numerosos disparos en la cabeza.

Mientras que decenas de elementos policiacos ubicaron una unidad sospechosa en el bulevar Juan Pablo II y al perseguirlos, se indicó que los tripulantes del auto marca VW, línea Jetta, placas EEX-1786 abrieron fuego contra los oficiales, quienes repelieron la agresión hasta coparlos en las calles 3ª y Genero Vázquez.

Se trata de los hermanos Eddy y Erick Márquez Suárez, de 28 y 29 años, respectivamente y portaban un fusil de los llamados “cuerno de chivo” y un rifle calibre .308 de los llamados rompe blindaje, además de una pistola calibre .9 mm y decenas de cartuchos útiles de esos calibres.