Elementos de la Secretaría de Marina Armada de México (Semar) detuvieron en Huejotzingo, Puebla, a Mauricio Guizar Cárdenas, presunto jefe regional del cártel de Los Zetas, en los estados de Tabasco, Veracruz, Chiapas, Campeche y Quintana Roo.

La dependencia que dirige el almirante Francisco Saynez Mendoza dio a conocer que la captura del presunto narcotraficante se dio como resultado de las acciones realizadas en Veracruz, Puebla y el Distrito Federal, en los que varios integrantes de este grupo delictivo fueron aprehendidos.

Según información de la Semar, Mauricio Guizar Cárdenas, El Amarillo o también identificado como El Color, es “colaborador directo de Omar Treviño Morales, El Z-42, tercero al mando de la organización criminal involucrada en dos matanzas de migrantes centroamericanos en San Fernando, Tamaulipas, y el ataque al Casino Royale, en Monterrey, Nuevo León, entre 2010 y 2012.

“El Amarillo asumió el liderazgo criminal de dicho cártel en la región sureste en los estados de Tabasco, Veracruz, Chiapas, Campeche y Quintana Roo. Lo anterior tras el aseguramiento por parte de esta Institución, de Raúl Lucio Hernández Lechuga, El Lucky, en diciembre pasado en la ciudad de Córdoba, Veracruz”, indicó la Semar.

Asimismo, la dependencia reveló que “Guizar Cárdenas fue señalado por Marcos Jesús Hernández Rodríguez, El Chilango, asegurado por personal de esta institución en mayo de este año en la ciudad de Xalapa, Veracruz, de haber participado en el asesinato de cuatro elementos de la Armada de México en el estado de Veracruz, el pasado mes de abril”.

La detención de Guizar Cárdenas fue realizada “en un hotel de Huejotzingo, donde El Amarillo tenía un lanza cohete de guerra anti tanque, 20 granadas, una subametralladora con un cargador abastecido con 30 cartuchos, una pistola calibre .357 con un cargador y 22 cartuchos útiles, así como un recipiente conteniendo un material cristalino con las características de la droga conocida como cristal”.

Mauricio Guizar Cárdenas fue trasladado a la ciudad de México y puesto a disposición de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) donde se integró la averiguación previa PGR/SIEDO/UEIARV/67/2012.